Contáctenos: +57-1 2331645 

NOTICIAS DE NUESTRA COMUNIDAD

Partipación activa equipo de Pastoral y ...
Se realizó el encuentro de delegados diocesanos de Pastoral Vocacional en Bogotá que analiza el tema: “Antropología de la vocación cristiana y ...
Leer más Zoom
Peregrinación por Italia
Reciban mi caluroso saludo de fin de Año y mis mejores deseos de bien en Cristo Jesús. Hice una pequeña reseña de lo que han sido estos dias en ...
Leer más Zoom

GALERIA NATALICIO MADRE MARGARITA

Peregrinación por Italia

       

 Te doy gracias, Señor, 

porque eres bueno,
porque es constante y eterno 
tu amor para conmigo.

 Junto al salmista quiero dar gracias a Dios, a mi Congregación, a mis hermanas que se encuentran en la Provincia delle Marche – Italia, donde está la ciudad de Fermo, como también a todos los sacerdotes y personas que me han acogido con tanta benevolencia y afecto en esta bella tierra italiana. Comparto en unas pocas líneas la experiencia vivida en estos últimos veinte días del año 2015.

El 12 de diciembre, día de Nuestra Señora de Guadalupe emprendí este viaje a las 7.00 pm hora Colombia, una de la mañana en Italia, se hizo escala en París donde permanecí tres horas. Mientras hacía conexión conocí dos personas colombianas; una señora de Neiva y otra de Bucaramanga que se habían casado con italianos; llegué a Fiumicino a las 4.00 PM de Roma; aquí se encontraba sor María Nelly esperándome con el cariño y alegría que la identifica, para luego a las 6.30 de la noche partir para Fermo; llegamos a media noche a la piazza San Francesco donde nos esperaba Don Nicola rector del Seminario y Superior de la Casa del Clero, posteriormente nos dirigimos a la casa donde se encontraba sor María del Socorro esperándonos, con esa dulce sonrisa, afecto y finura que la caracteriza.

Mi experiencia durante la permanencia con mis hermanas, sacerdotes y demás personas, me atrevo a calificarla como una peregrinación a un santuario donde se siente o percibe la presencia de Dios en el testimonio de nuestras hermanas: su entrega total, incondicional y alegre, como su vida de oración y sacrificio, edifica. Palpar la limitación física, escuchar las historias de los sacerdotes llenas de sabiduría y con un poco de nostalgia por lo ya vivido, me pone de frente al misterio del Dios-Hombre, que siendo grande se hace pequeño, pobre y frágil.

El derroche de gracias y regalos de Dios por medio de mis hermanas es grande.

El sábado 26 de diciembre, fiesta de San Esteban peregrinamos a Loreto y frente a la Virgencita negra oré por mi amada Congregación.

El día martes 29 de diciembre nos desplazamos a la tierra de Don Silvio acompanadas por su hermano Pino quien nos deleito con su magnifica descripcion de cada uno de los lugares de la region. Una cadena de montañas cubiertas por la nieve y que parecían desfilar frente a nuestros ojos, cual bellas doncellas iluminadas por los rayos del sol nos acompanaron casi durante todo el camino; el espléndido día y el paisaje nos invitaban alabar a Dios por la belleza de su creación. Finalmente nos esperaba la Virgen dell’Ambro que, según la historia se apareció a una sencilla pastora; de nuevo, la Congregación aquí junto a los pies de la Madre del cielo. Almorzamos en el Monasterio Benedictino de San Martín donde hay una religiosa de origen colombiano. La abundancia de todo se presentaba ante nuestros ojos: comida, vino del claustro, bondad y acogida, como en las Bodas de Cana.

El miércoles 30 de diciembre visitamos Cascia,  con la cortesía de Don Nicola quien fue un excelente guía turística y  espiritual. Nos encontramos con el santuario de santa Rita, su cuerpo incorrupto, el monasterio, lugar histórico donde la santa vivió cuarenta años; el lugar donde frente al crucifijo le fue dada la espina sobre su frente y el rosal del milagro.  Posteriormente nos dirigimos a Roccaporena cerca de Cascia, visitamos la casa donde nació la santa, el templo donde ella iba con sus padres y un cerro alto donde se encuentra la roca donde la santa se retiraba a orar. En todos los lugares de esta santa denominada la abogada de lo imposible mi oración estuvo dirigida por la Congregación, especialmente por las vocaciones. De regreso a casa al final de la tarde llegamos a un bello lugar: Montecosaro donde se encuentra la Basílica de la Anunciación, una de las arquitecturas románicas delle Marche más significativas, construida el año 1000.

 Hoy ultimo día del año, compartiremos ante todo la oracion, la Eucaristía y la Hora Santa. Que la Santísima Virgen interceda ante su Hijo Jesús para que en este Ano Jubilar nos alcance la gracia de ser humildes para obtener la Misericordia de Dios.

Con un fraterno saludo y la seguridad de la oracion de nuestras hermanas Sor Maria Nelly y sor Maria del socorro, continuamos unidas en el Corazon Sacerdotal de Cristo y Maria la Sierva del Señor.

 Sor María Inés  Osorio